ARGENTINA: DONDE TODO CAE, EXCEPTO LA DESIGUALDAD

LAS VENTAS EN SUPERMERCADOS Y SHOPPINGS EN 2016 REGISTRARON UNA MUY FUERTE CAÍDA RESPECTO DEL AÑO ANTERIOR.
En diciembre pasado hubo 791.067 espectadores en las salas de cines del área metropolitana. La cifra era de 1.187.257 espectadores en septiembre de 2015, por lo que hubo caída de 33 por ciento entre 2016 y el año anterior.

Combate a la sociedad de consumo

La caída del consumo en términos reales en 2016 fue un impactante 10 por ciento en supermercados y de casi 14 en shoppings. La debacle fue más pronunciada en el conurbano bonaerense. Alimentos y Bebidas fue uno de los rubros más castigados.
Ni las fiestas de fin de año pudieron dinamizar la actividad en los shoppings.
Ni las fiestas de fin de año pudieron dinamizar la actividad en los shoppings. (Imagen: Martín Acosta)

Los alimentos y, en particular, la carne fueron algunos rubros en donde más retrocedió el comercio de las cadenas minorista. Las compras en shoppings también marcó un floja performance. Sumó 52.749 millones en 2016, con un aumento de 21,6 por ciento y, por lo tanto, registró una caída en términos reales de 13,8 por ciento.

Para diciembre, el Indec informó que la venta en supermercados se ubicó en 32.408 millones, con un aumento de 18,1 por ciento respecto del mismo mes del año pasado, y el empleo cayó 2 por ciento. Los sueldos brutos del sector, según el documento de Indec, subieron 23,1 por ciento, por debajo de la inflación. La compra en shoppings, mientras tanto, anotó 7111 millones, con un alza de 18,5 por ciento.  

Supermercados

En el conurbano bonaerense la facturación de los supermercados se ubicó en 8780 millones de pesos, con un incremento de 21,9 por ciento. Fue una de las regiones de país con menor suba de las ventas. En la Ciudad de Buenos Aires, la facturación sumó 5075 millones, con un aumento de 27,6 por ciento, en tanto que Córdoba anotó 1600 millones (24,9 por ciento).

Los 24 partidos de la provincia de Buenos Aires concentran gran parte de la producción industrial del país. La rama manufacturera fue uno de los sectores con más impacto por la crisis del mercado interno. Los operarios fabriles recibieron ajustes salariales por debajo de la inflación, al tiempo que hubo importantes recortes de personal. Esta incertidumbre laboral junto a la pérdida de capacidad de compra explica en gran parte las fuertes tensiones en el consumo del conurbano.

El centro de estadísticas oficial detalló cuáles fueron los productos con mayor moderación de las ventas. En Alimentos y Bebidas se vendió 20.887 millones de pesos en diciembre, con un avance interanual del 26,4 por ciento. En el desagregado del bloque se precisó que la carne registró ventas por 2793 millones, con alza del 14,1 por ciento. Esto representa una caída en términos reales de más de 20 puntos porcentuales.

El rubro de electrodomésticos y artículos para el hogar fue otro de los más afectados por la recesión. Marcó una facturación de 2249 millones de pesos en diciembre, con un aumento del 9,9 por ciento respecto del mismo mes de 2015. Esta caída de ventas de electrodomésticos en términos reales muestra la magnitud de la crisis del mercado interno y la distribución regresiva de ingresos. Pese a que el tipo de cambio real se encuentra apreciado en un nivel idéntico al registrado en la convertibilidad, y la población anota picos de turismo en el extranjero, no hay reactivación del consumo local de bienes durables.

Shoppings

La facturación de los shoppings en diciembre, pese a las fiestas de fin de año, aumentó apenas 18,5 por ciento interanual, al menos 15 puntos debajo de la inflación. Indumentaria, calzado y marroquinería fue uno de los rubros con importante desaceleración de las ventas, al marcar un alza del 16,1 por ciento. En el bloque de electrónicos, electrodomésticos y computación el aumento fue del 2,7 por ciento, en tanto que juguetería creció al 28,3 por ciento, diversión y esparcimiento (17,5 por ciento) y perfumería (31,1).

Al igual que en los supermercados, los shoppings del conurbano registraron mayores tensiones que los de la Ciudad de Buenos Aires. La venta en los 24 partidos de la provincia de Buenos Aires anotó 3675 millones de pesos, con un alza del 14,6 por ciento, cuando en la Capital creció al 22,9.

Un dato interesante del documento sobre shoppings del Indec es que en diciembre pasado hubo 791.067 espectadores en las salas de cines del área metropolitana. La cifra era de 1.187.257 espectadores en septiembre de 2015, por lo que hubo caída de 33 por ciento entre 2016 y el año anterior.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: