Archivo de la etiqueta: ANTONIO PIRIS

UN MAGNATE PETROLERO, AMIGO DE DICTADORES. ALBERTO PIRIS

Adam Hochschild es un intelectual estadounidense, profesor de periodismo en la universidad de Berkeley y autor de varios libros ya publicados en España, como “El fantasma del rey Leopoldo”, sobre la colonización belga del Congo, “Enterrad las cadenas”, sobre la lucha contra la esclavitud en el Imperio Británico y “Para acabar con todas las guerras”, unas reflexiones sobre la 1ª Guerra Mundial.

Ahora ha publicado “España en nuestros corazones” (Spain in Our Hearts: Americans in the Spanish Civil War, 1936-1939), sobre los ciudadanos estadounidenses que, como parte de una lucha universal contra el fascismo, participaron como voluntarios en la Guerra Civil española.

Bieber

En la página web de TomDispatch, el autor extracta una parte de su trabajo bajo el título “El petrolero que amaba a los dictadores”, para describir cómo la multinacional petrolera Texaco colaboró con las dictaduras europeas.

Para Hochschild, las “grandes empresas multinacionales, a veces con ingresos superiores a la suma de los productos nacionales brutos de varias docenas de países pobres, a menudo son más fuertes que los Gobiernos de los Estados y sus presidentes ejercen más poder político que el que pudieran soñar muchos presidentes de Gobierno o jefes de Estado”.  Seguir leyendo UN MAGNATE PETROLERO, AMIGO DE DICTADORES. ALBERTO PIRIS

Anuncios

LA PROHIBICIÓN TOTAL DE LAS ARMAS NUCLEARES. ALBERTO PIRIS

EL VIEJO CAÑÓN 2.png

ALBERTO PIRIS / EL VIEJO TOPO / EL VIEJO CAÑÓN

ARMAS NUCLEARES 1.jpgEn la Asamblea General de Naciones Unidas el pasado día 7 de julio, 122 países votaron a favor y adoptaron un Tratado de Prohibición de armas nucleares. En el acto de clausura de la sesión, una superviviente japonesa de la bomba atómica que en 1945 se abatió sobre Hiroshima declaró emocionadamente: “Esto es el principio del fin de las armas nucleares”.

No parece fácil que vaya a acertar en su predicción ni que llegue a ver el verdadero “fin del fin” de dichas armas. Para alcanzar el acuerdo que ha conducido a la elaboración del citado tratado hubo que celebrar tres conferencias internacionales sobre los efectos catastróficos de esas armas, preparar una “súplica humanitaria” suscrita por más de cien países y crear un grupo de trabajo en la ONU que iniciara el proceso. Ahora, para que el tratado aprobado entre en vigor y tenga fuerza internacional, deberá ser ratificado por 50 países.

Los escollos que tendrá que sortear este tratado, que una aplastante mayoría de la población mundial suscribiría en el acto, porque aspira a un mundo libre de armas nucleares, son enormes y parece muy difícil soslayarlos.

En la sesión que lo aprobó, solo intervino un socio de la Alianza Atlántica, Holanda, y lo hizo para votar en contra. Los otros lo boicotearon. La representante holandesa dijo que, aunque su delegación valoraba el “momento favorable para el desarme”, el tratado era “incompatible con el compromiso con la OTAN”. Holanda participó en la Asamblea porque el Parlamento así lo aprobó tras discutirlo, para tener en cuenta el sentir de gran parte de la población. En otros países miembros de la OTAN, como España, todo eso pasó bastante desapercibido y la “lealtad otánica” se impuso sobre cualquier escrúpulo democrático.  Seguir leyendo LA PROHIBICIÓN TOTAL DE LAS ARMAS NUCLEARES. ALBERTO PIRIS